La Administración local ha comenzado a solicitar una tasa a todos aquellos que disponen de un vado para persona con discapacidad. Esta medida vulnera la Convención sobre los Derechos de las Personas con Discapacidad, ya que dificulta la libre circulación y el acceso a espacios públicos y choca de lleno con la Ley General de derechos de las personas con discapacidad y de su inclusión social.

Muchos de los afectados por esta decisión no disponen de los recursos económicos para hacer frente al pago de las cantidades solicitadas y las opciones que les ofrecen son el fraccionamiento de pagos o la devolución del vado.

Para Plena inclusión Ceuta, se trata de una decisión arbitraria y una práctica abusiva que dificulta que los afectados por la misma sean ciudadanos conforme a derecho.

Por ello, solicitamos la paralización del cobro de la tasa a este colectivo y la revocación y revisión de la Ordenanza de ‘Tasa por entradas de vehículos a través de las aceras y reservas de la vía pública para aparcamiento exclusivo, parada de vehículos, carga y descarga de mercancías de cualquier clase’, para que especifique el tratamiento que deben tener las reservas de aparcamientos por discapacidad.